Hombre murió al sufrir una descarga eléctrica en el norte de Bucaramanga

Anderson David Cuevas Buitrago, tenía 22 años y se caracterizaba por ser un trabajador incansable, un líder juvenil y un ‘eterno enamorado’ de su esposa Lauren Rojas con quien hace 3 meses decidió compartir su vida. Pero muchos planes y proyectos familiares quedaron pendientes con su pronta partida.

Murió luego de sufrir una descarga eléctrica cuando jugaba un partido de fútbol en la cancha La Segunda del barrio La Esperanza 2, norte de Bucaramanga. La jornada deportiva se transformó en llanto y dolor inmensos.

Ocurrió a las 9:30 de la noche cuando el partido se vio interrumpido porque el balón se salió de la cancha. En su afán por buscarlo, Anderson trepó una reja. Sin prever el riesgo, tocó un poste metálico. El corrientazo fue impactante. Cayó y el juego se detuvo para siempre. Sus amigos acudieron en su auxiliarlo, pero Anderson no respondía.

Desesperados, lo trasladaron hasta el Hospital Local del Norte.

Los minutos comenzaron a correr en su contra y de un momento a otro su corazón dejó de latir. Murió antes de ingresar a urgencias.

“Fue ejemplar, lleno de virtudes; trabajador incansable para la obra de Dios. Nos duele tu partida querido primo, pero tenemos la certeza de volvernos a ver cuando Jesucristo vuelva por su pueblo”, manifestó uno de sus allegados.

Formaba parte de una iglesia adventista. Era oriundo de Villa del Rosario (Norte de Santander), donde vive gran parte de su familia.

Su cuerpo sería trasladado hacia su tierra natal, donde sería sepultado.

Se investigará

El caso será investigado teniendo en cuenta que el poste metálico forma parte de la infraestructura de alumbrado público. Con ello buscarán establecer cuál habría sido la falla.

No se descarta que la lluvia pudiera ser un factor fulminante en este caso.

Compartir en
Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *